jueves, 19 de octubre de 2017

Comenzando a recorrer Paris (Parte II)

 El post de hoy viene también cargado de fotografías. Les invito entonces a acompañarme en el resto de los paseos que hicimos en nuestro primer día por Paris.
Esta es la entrada a una tienda. ¡Uau!

Luego de haber subido al Arco del Triunfo y disfrutar de unas bellísimas vistas de la ciudad, seguimos camino por la famosa avenida de los  Champs-Élysées. Allí hicimos un alto para almorzar porque a estas alturas ya estábamos con bastante hambre.  

¡Miren esta puerta!

Luego miramos los lujosos negocios que aquí se encuentran. Es destacable  la gran seguridad que se veía en todos. Desde vigilantes a máquinas con scanner. Esta es una constante que notamos en toda la ciudad, especialmente en los monumentos más concurridos. 

 Nos llamó enseguida la atención un bellísimo palacio. Google Maps nos indicó que estábamos enfrente al Gran Palais. Fue construido con motivo de la Exposición Universal de 1900 y allí se realizan unos 40 acontecimientos al año. Como no era época de ninguno de ellos no pudimos entrar, pero si observarlo desde afuera.




Arte por todos lados


Miren esta puerta. Cuanto detalle.

Increible




Justo cruzando la calle nos encontramos con el Petit Palais.  Es bellísimo e imponente (de “petit” no tiene mucho) y la entrada es gratuita.  Se exhiben tanto pinturas como esculturas y objetos decorativos procedentes de la época del Renacimiento y la Edad Media, el París del siglo XIX, o la capital durante el año 1900.
Bellos arreglos florales
El propio edificio es muy lindo de ver. Unos techos sumamente vistosos, un lindo decorado, y un jardín muy bonito en donde se encuentra la cafetería. Dimos una vuelta por ahí antes de seguir camino.


Arte en los techos














Nosotros ♥

Desde los jardines del Petit Palais
 Cruzamos uno de los bellísimos puentes de Paris. Sus esculturas doradas  y sus farolitos me encantaron. Tomamos unas fotos con vistas al Sena.

¡Que divinura!

Vista del Sena

Aqui estoy yo :-)


 Del otro lado unos amplios jardines,  cuidados y lindos. Los arreglos florales de esta ciudad me maravillaron. ¡Cuánta variedad de flores!


 La siguiente parada fue  el complejo arquitectónico de Les Invalides, donde entre otras cosas se encuentra la tumba de Napoleón. También se encuentran varios museos importantes como el Museo de la Armada, el Museo de la Artillería y el Museo de Historia Contemporánea.


 El “Hotel National des Invalides” es un palacio construido en 1670 por el rey Luis XIV para alojar a los soldados heridos en guerra  y a los militares retirados, como agradecimiento por disponer de sus vidas al servicio de la monarquía.
A finales del siglo XVII este edificio albergaba a 4.000 hombres, quienes colaboraban con el mantenimiento del ejército, desde su retiro, confeccionando uniformes y calzado.
Lo primero que recorrimos fue el museo de la armada. Allí se encuentran armas y armaduras antiguas, y pequeños modelos de artillería.



 También hay una colección muy interesante dedicada a las dos guerras mundiales



 Culminamos la visita en la la Iglesia del Domo, donde se encuentra la tumba de Napoleón La tumba, realizada en bloques de cuarcita roja, situada sobre un pedestal de granito verde de los Vosgos, está rodeada de una corona de laureles y de inscripciones que recuerdan las grandes victorias del Imperio. Rodeando la Tumba, doce "Victorias" esculpidas por Pradier, simbolizan las campañas militares de Napoleón.







Con esto termino el relato del primer día por París. Espero que les hayan gustado las fotos.
¿Qué sitio les gustó más? ¿Conocen alguno? ¿Cuál quisieran conocer?

En el próximo relato viajero los llevaré al Palacio de Versalles.